Historia del Instituto

 El Instituto de Formación Docente Continua de San Carlos de Bariloche es una institución pública, que depende del Consejo Provincial de Educación de la Provincia de Río Negro. Fue creado en diciembre de 1975, en ese entonces un grupo de jóvenes y familias estaban preocupadas por poder estudiar en la ciudad sin tener que irse de la localidad para poder desarrollar estudios de nivel superior.

El Instituto, inició sus actividades académicas con la carrera de Profesorado de Nivel Primario en 1976. Relata la Prof. Alicia Alegre, una de las fundadoras del Instituto y la responsable de la primer clase, lo siguiente: “La Formación docente había pasado al Nivel Terciario en la Nación en el año 1968 y hasta el año 1976 Río Negro no había vuelto a formar a sus docentes.

Elegidos sus primeros profesores entre los que trabajábamos en el Colegio Nacional, un día de abril a las 6 de la tarde, un día de sol, con un grupito de alumnos, 12 o 15, fue el momento fundacional que quedará como una huella imborrable en la vida cotidiana de la Institución que habitamos.

Los primeros años fueron muy duros, el Instituto era todavía pequeño y estaba escondido en otro gran edificio, el Colegio Nacional, así pasaba casi desapercibido en la comunidad. La comunidad no lo reconocía, ni sabían en dónde estábamos. Bariloche era todavía un pueblo chico, todos nos conocíamos pero el Instituto era muy nuevo, no tenía historia. La historia había que hacerla.

En la primer acta se nombra a la profesoras “Telma Barreiro, Nucha Quintero, María Rosa Silin, Arlete Neyens, a la Sra. De Balseiro y a mi -Alicia Alegre- como el grupo original de profesoras que se largaron a la tarea de formar maestros, no sé si en ese momento muy conscientes de la tarea que implicaba...” Pareciera que la audacia fue uno de los componentes que marcó el rumbo de nuestra travesía.

Los vínculos con las otras instituciones educativas fueron, al comienzo, muy difíciles y las escuelas no recibían a los jóvenes del nóvel Instituto ya que no había nada que ofrecer a cambio de las observaciones. Relacionado con ésto, un punto importante en este aspecto fue cuando se lo comienza a nombrar como Instituto de Formación y de Perfeccionamiento docente.

Las respuestas de varios integrantes del Instituto fueron “Eso no nos corresponde...que se haga cargo la gente de Viedma...no tenemos tiempo”. A pesar de ello algunas profesoras se animaron, entre ellas María Rosa Silin, quién dió el primer curso al que asistió un grupo de maestras que “entusiasmadas aplaudieron cuando terminó el primer encuentro.” Así comenzaron lo que, hoy, se denomina Capacitación. Los temas de aquellas épocas estaban centrados en: Piaget, los objetivos operativos, nuevas formas de considerar la evaluación, pruebas objetivas, psicomatemática y luego psicolengua. Podemos decir que el Instituto había logrado llegar a las escuelas.

Luego de diez años en la comunidad, se hace el Primer Encuentro de Institutos de Formación y Perfeccionamiento Docente, que dura tres días, con colegas de otros Institutos de nuestra provincia.

El 24 de agosto del año 1987 fue un momento muy importante para todo el personal ya que luego de varias luchas y reclamos colectivos, se consigue hacer la mudanza a un edificio propio, en la calle Albarracín. Según lo relata Alicia, “la mudanza fue divertida ya que los armarios que iban en los camiones de la Municipalidad, se movían en las curvas... recuerdo que María Rosa viajaba atrás y trataba de sostenerlos”.

El Instituto siguió haciendo la historia. Así fue como en el año 1989 comenzó la carrera de Pro- fesorado de Nivel Inicial. Fruto de un trabajo colectivo de docentes de ese nivel comenzó a dictarse en el 2005 el postítulo en Educación Maternal en la ciudad de Bariloche, que tiempo después también se dictó por el mismo equipo docente en la ciudad de Viedma.

Seguimos avanzando en el tiempo y en el año 2006 comenzó el Profesorado en Educación Especial en Discapacidad Mental y el anexo del profesorado de EGB 1 y 2 en la localidad de Ingeniero Jacobacci.

En el año 2007, tras un largo peregrinar por diferentes instituciones que nos acogieron, finalizó la construcción de la primera etapa del nuevo edificio y pudimos habitar el edificio definitivo sito en John O’Connor 1757. Ese mismo año se llevó a cabo la segunda etapa de ampliación. Para el 2008 la provincia tenía la provincia tenía previsto finalizar toda la obra, lo cual hasta el momento no ha sucedido. Esta última etapa completará la cantidad necesaria de aulas y un salón de usos múltiples.

El año pasado, el 2010, comenzó a dictarse organizado por el INET el profesorado de educación secundaria de la modalidad técnico profesional dirigido a profesionales que trabajan en escuelas técnicas.

Además de la función de formación inicial de maestros, se trabaja con los docentes y equipos directivos de la ciudad de Bariloche y de otras localidades con propuestas de capacitación abordando distintos problemáticas relacionadas con la práctica docente y pedagógica.

Al instituto concurren estudiantes de distintas localidades de la provincia y de la región, que participan en acciones de formación, proyectos de extensión y en trabajos de observación y prácticas en distintas instituciones.

En todos estos años el equipo docente ha desarrollado y desarrolla numerosos trabajos de investigación sobre diferentes temas relacionadas con la enseñanza y el aprendizaje; la formación docente; las didácticas; la institución escolar. El Instituto de Formación Docente se relaciona con la comunidad a través de distintas proyectos y acciones de extensión como charlas abiertas, programas de radio, trabajo solidario en distintas localidades, salidas, clases de apoyo y pasantías, por mencionar algunas.

 

Con 34 años en la comunidad de San Carlos de Bariloche, nos llena de orgullo que nuestra historia pueda dibujarse a través de estas páginas, impulsadas por un grupo de docentes que pensó que valía la pena.

Última actualización: 18/04/2011